lunes, 3 de octubre de 2011

EXCURSIONES EN EL VALLE DE ANSO

MESA DE LOS TRES REYES
Papa, no te sepa mal, pero si vas a caminar conmigo no te pongas esa camiseta blanca de tirantes”. Esto es, lo que mi hermano, todo un señor de traje y corbata, le dijo hace unos días a mi padre. Je, je… aun me estoy riendo, parece que no conozca a este fenómeno de ideas fijas, bastante tozudo y que está claro que no es un “fashionvictim” je,je. Con este fenómeno, vital como un chaval de 20 años, fuerte como un roble y con un caminar desgarbado pero rápido y efectivo, he hecho esta bonita excursión a la punta más alta de los montes de Ansó. En su cima confluyen las fronteras Navarra, Francesa y Aragonesa. Siempre he oído decir, no sé si es realidad o leyenda, que los reyes aragoneses, navarros y franceses se reunían en su cima para resolver sus problemillas y de ahí el nombre de la montaña “la Mesa de los Tres Reyes”.La habré subido cien veces, pero hoy ha sido especial, subirla con mi padre, me ha llenado de felicidad. El, hacía tiempo que la quería subir.




Creo que le daba un no sé qué, el pensar que había estado un montón de años de pastor por estos montes y no haberla subido. También creo, que como es muy picado y orgulloso, se quería encontrar fuerte y hoy me ha demostrado que lo está. Salimos de Linza y a lo lejos ya veo un grupo de tres, yo me pongo detrás para ver en primera fila, las evidentes evoluciones de la jornada. Vamos adelantando sin compasión a todo el personal que sube delante nuestro. Unos, los que suben tranquilamente y simplemente saludan y otros,los que con material mucho más ligero,inevitablemente,se pican al ver como los pasa uno muy entrado en años y con camiseta de tirantes… Como siempre, entre apretones y adelantadas, me explica alguna interesante aventurilla de sus tiempos pastoriles. Sin darnos cuenta nos plantamos en la cima, fotos, alegría y para abajo que nos esperan para comer, en casa se come a las 14:00 ni antes ni después... La bajada a toda pastilla, con la vara a modo de escoba en lo más tieso y de apoyo en el resto. Yo, bajo justo detrás, descojonándome al ver la cara de la peña al vernos pasar, bueno, más que a mí, a él, je,je. Me he reído tanto, que antes del Collado de Linza he tenido que parar de un ataque risa. Lo malo es, el sofocón que me he tenido que meter para volverlo a pillar.




En Resumen, ha sido la mejor jornada en montaña en muchos meses. Hay ascensiones y actividades que nos motivan e ilusionan por su dificultad, belleza, dureza, originalidad… y que una vez realizadas nos llenan de ego, entusiasmo y felicidad. Creo, que el verdadero placer está en saber disfrutar de esas otras actividades, las que no nos llenan de ego pero si de felicidad. Hoy he sido feliz siguiendo a mi padre, en esta bonita excursión.


7 comentarios:

Dani dijo...

Felicitats Alfons... quina disfrutada!! Se com et sents, jo no fa gaire vaig fer un cim amb el meu i ens ho vam passar de conya!!

Xavi dijo...

Felicitats! quina alegria que puguis compartir aquests moments amb el teu pare. Se'l veu en plena forma. Ara ja sé d'on ve la frase aquella "de casta le viene al galgo".

Jaume G. dijo...

Hola Alfons!!

Bon escrit quasi hem salten les llàgrimes.

Jaume G.

Alfonso Gaston dijo...

Gracies Dani,Xavi i Jaume, és maco veure que hi ha gent que es llegeix els escrits i els disfruta.

baldufa dijo...

Bujaraaaaa!!! Molt bons els dies a Anso. Sense dubte et senten mes be que res al mon.. El teu pare ens fotria canya a uns cuants de nosaltres..de tal palo..

Anónimo dijo...

Qué guapos estais!! A mi me ha caido la lágrima... snif! La verdad que de tal palo tal astilla... pero que seria de papa sin su camiseta "blanca" de tirantes... lo de blanca es importante, je,je! Besazos!!

Anónimo dijo...

No conocía tu blog y ha sido gracias al de Xavi fane como he podido conocerte.Enhorabuena por este precioso relato del día con tu padre en el que transmites muchísima emoción y orgullo.De ahora en adelante te seguiré.Saludos campeón.AGL